lunes, 15 de septiembre de 2008

La ajetreada vida de un profesor de religión

Comienza el curso. Uno nunca entra en él con el pie correcto. Unas veces por una cosa, otras por otra.
Al terminar el año pasado, algunos de nosotros veíamos con esperanza el que la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía hubiera asumido a los Profesores de Religión como "indefinidos". No voy a hacer el chiste fácil. Lo de indefinidos era por el tiempo de contratación laboral. Y, en este contrato, se especificaban centros de descripción y horas. Además, nos dijo, que estábamos fuera de la tortura episcopal porque ya no nos podían echar por las buenas, con razones injustificadas...
Nos dieron un caramelo envenenado. Este año, sin variación de contrato, sin información previa, sin publicidad, sin tener en cuenta el Estatuto de los Trabajadores, sin tener en cuenta el contrato firmado, sin piedad y como los peores patrones del siglo XIX, nos reducen el contrato, nos cambian y nos ningunean. Y me explico.
Al comenzar el curso nos encontramos con que todavía no nos han dicho a dónde vamos a trabajar, con qué número de horas o en qué Instituto. Ya se han hecho los horarios, porque oficialmente hoy empezaba el Curso. La Consejería ha mandado instrucciones para que los profesores no puedan completar horario en otro Centro, de manera que se quedan con las horas de un sólo centro. Esto supondría una reducción en el sueldo drástica. Y una modificación del contrato sin contar con l os trabajadores ni con sus representantes sindicales.
Soy Licenciado en Ciencias Eclesiásticas, con el título homologado por el Ministerio, llevo dando clases 20 años, y muchos cursillos a mis espaldas...pues no se han tenido en cuenta estas cosas, básicas en cualquier provisión de puestos de trabajo, para que pueda tener un contrato digno. O al menos equiparable al de otros compañeros con menos años de velo o titulación inferior.
¿En dónde están las mejoras? ¿No tenemos derechos? ¿no somos dignos porque nuestra asignatura es la de religión?

Por si alguno de vosotros cree que exagero, le invito a que vea las siguientes páginas o lea los siguientes comunicados:


Comunicado del consejo de delegados diocesanos de la enseñanza religiosa de Andalucía

PREOCUPACIÓN POR LA ENSEÑANZA DE LA RELIGIÓN CATÓLICA DE SECUNDARIA EN ANDALUCÍA
INFORMACIÓN A LA OPINIÓN PÚBLICA

En la reunión de delegados diocesanos de Enseñanza de Andalucía, presidida por Mons. D. Antonio Dorado Soto, celebrada en Antequera el 13 de septiembre de 2008, ante la problemática surgida por la drástica reducción horaria del profesorado de enseñanza de Religión Católica de Secundaria y las graves consecuencias que de ella se derivan, se acordó enviar el siguiente comunicado a la opinión pública:
1. Nos sentimos muy preocupados por la situación creada que tanto afecta a la naturaleza de la enseñanza de la religión católica.

2. Estamos estudiando con urgencia este asunto para favorecer el diálogo abierto con los organismos pertinentes.

3. Manifestamos nuestra inquietud ante la situación social, laboral, familiar, etc. tan precaria en que queda buena parte del profesorado de Religión Católica.

4. Lamentamos que, según nuestras informaciones, en Andalucía no se esté resolviendo este asunto como en otras comunidades autónomas que, dentro de la legalidad vigente, lo han hecho favorablemente hacia la asignatura y su profesorado.

5. Agradecemos a los sindicatos y representantes del profesorado la aportación que están haciendo para la solución de esta problemática.

6. Esperamos de la Administración educativa de la Junta de Andalucía la resolución favorable de este problema que tanto puede afectar a la impartición y desarrollo adecuados de la enseñanza religiosa que es una materia fundamental.


--------------------------
También podéis mirar:
http://www.appreceandalucia.com/pcm320.htm#GRANADA0809

o bien:
http://profesoresreligion.blogspot.com/

2 comentarios:

pirfa dijo...

Querido Pedro:

Espero que solucionéis estos problemas tanto tú como tus compañeros, porque a pesar de que los años me han hecho una defensora del laicismo, creo que las clases de religión que nos dabas en el Instituto han sido de las mejores a las que he acudido en mi vida. Las recuerdo como una isla, como un reto.

Ojalá los que llevan las riendas del Sistema Educativo en Andalucía se hubieran topado en su adolescencia con un profesor de religión como Pedro Barranco. Comprenderían que en estas clases no sólo se hace proselitismo y quizá se tomasen más en serio al profesional que imparte una materia que, te repito, ha sido de las que más me ha enriquecido en mi vida.
Un beso enorme.

Paloma Jara.
P.D: Un gran hallazgo tu blog.

Pedro Barranco dijo...

Queridísima Paloma:
Y, por ende, creo que famosísima. ¡No sabes cuánto me alegra recibir una respuesta tuya!
No sé qué significa lo de defensora del laicismo. Te recuerdo como inquieta intelectualmente, bien plantada en las ideas, correosa en los análisis, pero toletrante. El laicismo puede contener una dosis de intolerancia y agresividad y no creo que tu andes por esos derroteros. Es preciso, necesario, echarnos a andar en el camino del diálogo. No hay buenos y malos, hay personas que pueden encontrarse, con sus ideas, con los otros.
Naturalmente que algunas posturas no se pueden consentir, pero en la vieja España no existen.
Desde tu atalaya privilegiada, desde tu púlpito, espero que no ayudes a todos a mirar sin prejuicios, con apertura y simpatía.
Muchísismos besos.
Pedro